Remedios caseros: Infusiones

Remedios caseros - Huerto de UrbanoHablando con algunos amigos, que comparten la misma filosofía de acercamiento a la naturaleza que nosotros, intercambié algunas recetas de infusiones que ayudan a sanar molestias comunes y que son muy benéficas para nuestro cuerpo. Infusiones de hierbas que puedes tener fácilmente en tu huerto, y que si les das una buena utilidad, puedes sacarles un gran provecho.

A continuación les dejo algunas recetas tradicionales, aprobadas por diferentes instituciones académicas y que se pueden hacer fácilmente en la casa.

Los cólicos menstruales:

La infusión de limón es un exelente aliviador de los cólicos menstruales. La planta del limón, que también se conoce como la “hierba santa”, es un analgésico suave y además reduce la contracción del útero.

Para aliviar los dolores menstruales debes poner una fuerte infusión de limón en un guatero con agua caliente (que relaja los músculos) luego acostarte y mantener la bolsa durante 20 minutos en el área pélvica, teniendo cuidado de mantener una temperatura que no irrite la piel. Para hacer el té debes mezclar en una taza de café hojas frescas o secas de limón con agua hirviendo y esperar diez minutos antes introducirlo en el guatero.

Gripe:

El famoso té de ajo es un exelente remedio para la gripe, pero se hace aún más potente si le agregas jengibre fresco, canela y miel. El ajo se ha reconocido desde hace tiempo como anti-inflamatorio, a su vez la canela y la miel, estudiadas por el Centro Médico Académico de Amsterdam y los Países Bajos, es anti-bacteriana. Y el jengibre como lo demuestra TzuHui Instituto de Tecnología de Taiwán, China, es analgésico y antiinflamatorio.

Para utilizar esta mezcla y combatir la gripe, simplemente tienes que hervir durante cinco minutos un diente de ajo con un trozo de jengibre del tamaño de un pulgar pelado en rodajas y un trozo de corteza de canela. Luego tienes que colar la bebida y antes de tomarla debes añadirle una cucharadita de miel.

Insomnio:

La leche caliente ayuda a tener un sueño más reparador y la nuez moscada junto con ese efecto puede ser aún mejor. Dicen que este condimento es un sedante suave que ayuda a dormir. La receta es simple: sólo hay que mezclar una cucharadita de nuez moscada en polvo en una taza de leche tibia. Sin embargo, la recomendación es beber la leche inmediatamente después de la preparación y eso tiene que ser media hora antes de acostarte.

Dolores musculares:

El dolor muscular puede ser causado por varias razones, por lo que hay que tener cuidado de aplicar este remedio para todo tipo de dolor. Una forma de mitigar el dolor muscular, causado por contractura, es un masaje en el sitio. Para eso tienes que usar una mezcla casera hecha con dos gotas de aceite esencial de clavo de olor, dos gotas de aceite esencial de canela, dos gotas de alcanfor y media taza de aceite de sésamo. A continuación, aplique una compresa de calor seco o húmedo en el sitio. El clavo de olor y la canela tienen el poder anestésico y el alcanfor tiene efectos anti-inflamatorios que han sido estudiados por el Departamento de Farmacología de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Cheju, en Corea del Sur.

Related posts:

Esta entrada fue publicada en Consejos Mr. Urbano. Guarda el enlace permanente.

3 Respuestas a Remedios caseros: Infusiones

  1. Pingback: Galletas de jengibre | El Huerto de Urbano

  2. agostina dijo:

    hola! que es guatero? soy de argentina y probablemente aca le decimos diferente, podrias describirlo, gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*